Historia de la Asociación

LOS INICIOS

ANFFECC nació el 15 de noviembre de 1977, al amparo de la entonces reciente Ley de Asociaciones. Un conjunto de empresarios dedicados a la fabricación de fritas, esmaltes y colores cerámicos deciden reunirse y fundar una entidad para la defensa de sus necesidades e intereses colectivos.

Las empresas que en aquel momento configuraron ANFFECC fueron un total de 19. De estas, algunas como Spinelcolor o Silika, han desaparecido, y otras como Zircolor, GyA Figueroa y Fanciallucci Ibérica se han refundido en una sola empresa (Johnson Matthey). A pesar de estos cambios, lógicos en el devenir de la vida empresarial dentro de cualquier sector, la mayoría de las firmas fundadoras siguen existiendo en la actualidad.

Los temas que los primeros años interesaron a la Asociación fueron la negociación de convenios colectivos (actualmente ANFFECC está adscrita al Convenio Colectivo de la Industria Química), el etiquetado de los productos para evitar confusiones en cuanto al tratamiento de éstos, y las relaciones con otras asociaciones afines.

LOS AÑOS 80
ANFFECC comienza su andadura pública

En los años 80 ANFFECC ingresa en la Federación de la Industria Química Española , (FEIQUE), en la Confederación de Empresarios de Castellón (CEC), se adhiere a la Asociación de Investigación de Industrias Cerámicas (AICE), y comienza a tener contacto con la Sociedad Española de Cerámica y Vidrio. En estos años también se crea el primer folleto corporativo de ANFFECC, con el fin de dar a conocer su existencia y dar cuenta de las empresas asociadas.

De especial relieve en esta etapa es el Convenio firmado entre ANFFECC y Enagás para el suministro de gas natural, que supuso un cambio fundamental al dejarse de utilizar fuel-oil como fuente de energía para la combustión de los hornos.

Otro de los temas que ANFFECC apoyó firmemente fue la implantación de los planes de estudios superiores inherentes a las necesidades de las industrias de fritas, como el segundo ciclo de Químicas y la creación y desarrollo de la Universidad Jaime I de Castellón (UJI), estudios de ingeniería, etc.

LOS AÑOS 90
La especialización técnica y el inicio de la problemática medioambiental

En los años 90 se acrecienta el interés por los temas medioambientales de trascendencia internacional. A tal efecto, se crea en la asociación una Comisión Técnica, formada por expertos de distintas empresas para estudiar con mayor detenimiento estos asuntos.

ANFFECC se relaciona con otras asociaciones del sector en el ámbito europeo, como Ceramicolor (Italia), VdMI (Alemania), y Epsom (Francia), entre otras. En estas reuniones se toman decisiones conjuntas para velar por los intereses del sector en el entorno de la UE. En el año 1998 se edita en varios idiomas el libro SHOCS, una guía para el correcto uso y manipulación de las materias primas y sustancias más habituales.

ANFFECC también intervino directamente en el desarrollo de la directiva IPPC (Prevención y Control Integrados de la Contaminación). Su actuación en la determinación de los límites de emisiones y de las mejores técnicas disponibles en el sector del vidrio fue de vital importancia, representando a España ante la Comisión Europea en defensa de los intereses del sector. Es una tarea que continúa en la actualidad.

Durante esos años también se incrementan la comunicación y el uso de las nuevas tecnologías. Las antiguas circulares por vía postal se sustituyen por una correspondencia mucho más fluida y flexible gracias a Internet. Los convenios con las empresas de suministro, junto con Ascer y Asebec, consiguen reducir los costes en áreas como gas natural, telefonía fija y móvil, energía eléctrica, etc.

LLEGA EL SIGLO XXI
Expansión internacional, crisis y la revolución de las tintas digitales

El cambio de siglo supuso para muchas de las empresas asociadas a ANFFECC un importante florecimiento. Su apuesta por la internacionalización les hace abrir fronteras y comenzar a implantarse en otros países, no sólo en cuanto a estructura de ventas sino con plantas productivas. Además, el incremento de la inversión en I+D+i provoca el auge de la innovación en el sector. Las empresas azulejeras de todo el mundo reconocen a la industria española de esmaltes como la mejor en calidad, diseño, innovación, expansión y servicio al cliente. Además, el boom de la construcción en España proporciona un importante crecimiento en las ventas y en la producción. No obstante, los márgenes de algunos productos empiezan a caer debido a los importantes incrementos de precios de las materias primas (que suponen un elevado porcentaje del precio del producto). Los costes medioambientales también van al alza. Se instalan filtros de mangas en todas las empresas mediante un ambicioso plan y se incrementa la protección y el respeto al medio ambiente.

Paralelamente, se desarrollan líneas de trabajo e investigación dentro de la asociación para definir, entre otras, las Mejores Técnicas Disponibles (MTD’s), de cara al Bref del Vidrio, o el ambicioso Estudio de clasificación de las fritas cerámicas, presentado ante la Unión Europea, de cara a la legislación europea REACH sobre Registro de sustancias químicas. Este estudio declaró que la frita es una sustancia en si misma y que el 95% de las fritas producidas no son peligrosas para la salud humana ni para el medio ambiente, al tratarse de un material vitrificado y, por tanto, inertizado. Igualmente se participa como sector en otros temas importantes de índole medioambiental como Comercio de Emisiones, clasificación y etiquetado de sustancias, EPER, estudios sobre emisiones, revisiones del Bref del Vidrio y del Bref de Especialidades Químicas inorgánicas, etc.

En estos años se estrechan las relaciones institucionales. Anffecc participa activamente en reuniones con el Ministerio de Medio Ambiente y el Ministerio de Industria, así como con las Consellerías a nivel regional, para dirimir asuntos de importancia clave para el sector. De hecho, es uno de los primeros sectores en firmar un Convenio Voluntario con la Consellería de Medio Ambiente, con el fin de unificar criterios en el sector de cara a las Autorizaciones Ambientales Integradas, con las que cada empresa debe contar. Igualmente, el sector es citado como pionero en eficiencia energética tanto por el Ministerio de Industria como por la Consellería de medio Ambiente, en sus estudios de calidad del Aire. También participa en los Planes de Competitividad del Impiva, con diversos proyectos, e incrementa enormemente su actividad internacional gracias a la creación, en el año 2008, del Consorcio de pigmentos cerámicos, al que seguirá el Consorcio de fritas el año siguiente. Estas entidades, nacidas para facilitar y posibilitar el análisis y registro de sustancias en REACH, fueron pioneras a nivel nacional, siendo el primer consorcio de estas características creado en España. En los años siguientes a su creación han ido desarrollándose y ganando peso, ampliando sus objetivos al estudio de otras regulaciones de este tipo fuera de la Unión Europea.

A finales de esta primera década, la crisis económica nacional e internacional golpea duramente al sector cerámico español, y con ello también al sector de fritas, que resiste gracias a la exportación. Algunas empresas asociadas cierran, si bien la mayoría aguantan el bache y no dejan de apostar por la innovación. De este modo, y en plena crisis, nace un nuevo producto que supone una revolución mundial: las tintas cerámicas para impresión digital ink-jet. La sinergia entre las empresas de maquinaria españolas y los colorificios proporciona un nuevo modo de ‘esmaltar’ que permite no sólo ahorrar tiempo y costes, sino unas posibilidades decorativas hasta ahora nunca vistas. La rápida expansión de este producto permite a la industria reflotar a pesar de la crisis, y mantener el crecimiento en el sector, volviendo a rebasar récords de ventas gracias a la exportación y las ventas a países como China, Italia, Egipto, Rusia, norte de África, etc..

En la actualidad, las empresas españolas de fritas, esmaltes y colores cerámicos continúan manteniendo su apuesta por la Investigación, el Desarrollo y la Innovación. Han incrementado su actividad productiva y comercial en el ámbito internacional, y siguen manteniendo sus bases de producción e investigación en España, a pesar de los incrementos de costes y el encarecimiento de la energía.

Dirección: Calle Caballeros nº 55-1º
Castellón de la Plana. España-SPAIN

Tel : 964 224975
Fax: 964220282

Correo electrónico: